Cómo Elegir el Mejor Aceite de Oliva Virgen Extra para tu Estilo Realfooding

Si eres un seguidor del estilo de vida Realfooding, sabrás que uno de los pilares fundamentales de esta filosofía es el consumo de alimentos reales y de calidad. Y dentro de esta categoría, uno de los productos estrella es el aceite de oliva virgen extra (AOVE). Pero, ¿cómo elegir el mejor AOVE para tu estilo Realfooding? En este artículo, te daremos algunos consejos para que puedas tomar la mejor decisión a la hora de comprar este oro líquido.

En primer lugar, es importante tener en cuenta que no todos los aceites de oliva son iguales. Existen diferentes variedades, procesos de producción y calidades que pueden afectar al sabor y a los beneficios para la salud. Por eso, es fundamental que prestes atención a la etiqueta y a la información que aparece en el envase.

En cuanto a las variedades, la más recomendada para el estilo Realfooding es la picual. Esta variedad se cultiva principalmente en Andalucía y destaca por su alto contenido en ácido oleico y antioxidantes. Además, su sabor es intenso y ligeramente amargo, lo que lo hace perfecto para aderezar ensaladas y platos de verduras.

Otro aspecto importante a tener en cuenta es el proceso de producción. El AOVE debe ser obtenido únicamente mediante procedimientos mecánicos, sin la utilización de productos químicos. Además, debe ser prensado en frío, lo que garantiza que se conserven todas sus propiedades nutricionales y organolépticas.

En cuanto a la calidad, es recomendable optar por un AOVE de categoría superior, es decir, que cumpla con los estándares de calidad establecidos por la Unión Europea. Estos aceites se caracterizan por tener un sabor y aroma frutado, sin defectos y con una acidez máxima de 0,8%.

Pero, ¿cómo saber si un AOVE es de calidad? Una buena forma de asegurarte es buscando la certificación de Denominación de Origen Protegida (DOP) o Indicación Geográfica Protegida (IGP) en la etiqueta. Estas denominaciones garantizan que el aceite ha sido producido en una determinada zona geográfica y cumple con unos estándares de calidad específicos.

Por último, es importante tener en cuenta que el AOVE es un producto que se degrada con el tiempo y la exposición a la luz y al calor. Por eso, es recomendable comprarlo en envases oscuros y almacenarlo en un lugar fresco y oscuro. Además, es aconsejable consumirlo en un plazo máximo de un año desde su fecha de producción.

En resumen, para elegir el mejor AOVE para tu estilo Realfooding, debes prestar atención a la variedad, el proceso de producción, la calidad y la fecha de consumo preferente. Y recuerda, siempre es mejor optar por un AOVE de calidad aunque su precio sea un poco más elevado, ya que estarás invirtiendo en tu salud y en el sabor de tus platos. ¡Disfruta de este tesoro de la naturaleza y súmate al movimiento Realfooding!